Después de varios años liderando un equipo técnico para Mercado Pago, la solución de pagos de Mercado Libre, en Argentina, decidí buscar un nuevo rumbo, tomarme el tiempo que sea necesario para explorar diversas oportunidades para encontrar una empresa cuya visión esté alineada a la mía, que me permita elegir un estilo de vida propio, un equipo con retos técnicos interesantes y donde disponga de libertad geográfica. Un lugar que me permita despertar cada mañana, listo para nuevos retos, aportando de mi experiencia y habilidades, pero contemplado el campo, un lago, el mar o las montañas. - Sí, soy una persona a la que le encanta viajar a pesar de que le temo a los viajes en avión

Un trabajo remoto, sí, pero no solo eso, también tener real influencia sobre las decisiones estratégicas de una compañía, un lugar donde crear, mejorar, acompañar de manera estratégica el crecimiento y tomando las decisiones que importan. Sabía que había un nicho de oportunidades donde tanto el estilo de vida como el tipo de rol que estaba buscando eran posibles, startups emergentes y creciendo alrededor del mundo que han decidido apostar por el trabajo remoto. Decidí empezar la busqueda con Talently.

Las primeras semanas en Talently estuvieron buenísimas, trabajando en las sesiones de inglés, repasando teoría algoritmos, estructuras de datos, entre otras herramientas teóricas muy útiles al momento de pasar una entrevista técnica internacional y sobretodo, el track de mentorship, donde fui asignado a una mentora personal. Durante algunas reuniones 1-a-1 pude transmitir mi visión profesional, mis expectativas personales, a dónde iba y que era lo que buscaba; pude aterrizar todas estas ideas y con aportes de mi mentora en un plan objetivo y claro, empecé a trabajar en mi presencia profesional, a construir un CV, mejorar mi perfil de LinkedIn y llevar adelante sesiones prácticas sobre cómo responder en entrevistas, temas de los que no me había preocupado antes.

Poco después, el equipo Talently empezó a referirme a empresas contratadoras, especialmente aquellas que hacían match con mi perfil y que me pudiesen interesar. Es durante esta etapa que de entre varios correos recibidos, me escribe de Ali, CEO de Kwema para invitarme a un proceso con ellos, el cual fue increíblemente rápido. Tuvimos una reunión inicial, me encantó la visión y la energía que le pone a la empresa, pudimos coincidir rápidamente en opiniones sobre tecnología, visión del negocio y los retos de llevar una Startup al siguiente nivel. Posteriormente, tuve que pasar por unas pruebas técnicas, las cuales representaban un resumen de los retos técnicos que la empresa estaría enfrentando en el futuro, aquí fue clave pensar el por qué me mandaron este reto y enfocarme en cómo resolverlo bien, eficientemente y con una solución de visión de largo plazo y no solo resolver las cosas lo más rápido posible. El viernes de esas misma semana recibí un feedback positivo sobre el reto, el sábado tuve una conversación más con Ali y poco después recibí una oferta, lo cual me pareció una muestra del compromiso con el proceso, ya que fue durante un dia domingo, acepte la oferta y el lunes ya tenía el contrato listo para firmar, ¡Todo en un fin de semana!

Hace unas semanas empecé como CTO en Kwema, lo cual es un reto interesantísimo y retador. Kwema es una startup estadounidense enfocada en el desarrollo de wearables para la seguridad personal y protocolos de emergencia, que se encuentra en la etapa de crecimiento, después haber lanzado un primer producto al mercado, recibir inversiones y seguir iterando en el camino, ahora deben soportar más usuarios, nuevos clientes, nuevos modelos de negocio, incursionar en el mercado corporativo y dar un salto tecnológico.

Estos primeros días en Kwema han estado bastante interesantes, he tenido la oportunidad de conocer al equipo distribuido en otros países y a diferencia de cuando uno es un programador junior y esperas a que te digan que es lo que tienes hacer, con el paso del tiempo y los años la pregunta se invierte y ahora uno debe preguntarse qué es lo que vas a hacer y cómo vas a empezar a aportar desde tu rol y experiencia al éxito del negocio. Estos están siendo los retos de estos primeros días, alinear mi experiencia con la estrategia del negocio, entender el estado del producto y delinear el futuro técnico para llevar el producto al siguiente nivel.

Finalmente, me encantaría transmitir algunos consejos a quienes estén leyendo esto:

  • Busca una empresa que esté alineada a tus intereses personales, porque vas a crecer mucho más en un lugar donde te sientas cómodo y quieras hacer lo que estás haciendo. Cambiar por un extra salarial a una empresa que no te gusta no te va a permitir liberar tu creatividad y ser proactivo, que es fundamental para crecer en cualquier compañía.
  • Encuentra una línea de carrera, elige desde ahora si quieres ser un especialista, generalista o líder, porque normalmente en cada caso deberás adquirir otro grupo de habilidades para las que normalmente no nos entrenan.
  • Conviértete en un creador de herramientas y no solo un usuario, Técnicamente, en Latam se fomenta que seas un buen usuario de herramientas, debido a que el software factory es el modelo de negocio más común, pero no se fomenta tanto el crear herramientas o entender cómo están hechas las cosas y crear algo desde cero. Muchos son muy buenos siguiendo recetas pero esto no es sostenible cuando tengas que escalar el producto o necesites innovar, por eso es tan importante entender temas teóricos que a veces pasamos por alto, debido al pragmatismo del dia a dia.